Los Sex buddy o amigos virtuales

Sex buddy o amigo sexual: Un estilo o tendencia que se ha puesto de “moda” en la actualidad.

Por Safeguy para Mitos y Cuerpos y otros artículos de la internet.

 

Este no es ni un amigo ni un amante, es una pareja sexual esporádica. Este debe ser alguien que ya conozcas, ya que no se trata de ligar o de un revolcón.

Lo que en el pasado inició como “amigos con derechos” en la actualidad se conoce como sex buddies, con una pequeña diferencia. Antes sólo se permitían los llamados besuqueos, apretones o coqueteos, pero ahora tiene una nueva modalidad, se trata solamente de sexo en una relación de amigos sin ningún tipo de compromisos. Con tu sex buddy puedes tener sexo físico o hasta por Internet, vía PC o incluso celular. En esta relación lo importante es disfrutar, no hay regalitos, ni festejos, sólo “sexo”

En la actualidad, hay muchas personas que han elegido como actividad favorita, durante su tiempo libre, practicar el sexo, y se preguntan, ¿hacerlo con amigos, es posible? Hasta ahora los que lo han practicado, dicen “sí”, como nos comenta una seguidora:  “vivirlo con un amigo, es una experiencia, que nos une más como amigos, ya que juntos crecemos y maduramos, también en este aspecto”. Como toda relación tiene sus reglas, aunque no se encuentren en “un reglamento” ni estén escritas en algún papel. No es recomendable que sea tu mejor amigo/a, ya que una de las “reglas” es que no se vean muy seguido y que lo único que compartan (en la mayor parte de sus encuentros) sea “el sexo”

Estadísticamente, algunos hombres piensan en sexo hasta 700 veces al día, particularmente entre los 15 y los 40 años de edad.  Cosa que aún no está comprobado con las mujeres, aunque sí está ya documentado que de cinco años para acá, las mujeres con deseos de un encuentro sexual pasaron de ser la minoría, a la mayoría sobre los hombres. La influencia definitiva ha sido la Internet, que ha propiciado que 65% de solteras y solteros estén prefiriendo tener una relación tipo sex buddy en vez de un noviazgo comprometido.

El acuerdo implícito es muy consciente de que esta relación es casual, no hay compromiso, no hay que ocuparse de conquistar o de ligar, aquí no hay que desgastarse en darle mantenimiento a la relación, ya que el interés que los une es el sexo. Así que nada que no sea “sexo” deberá  incluirse, perturbar o mezclarse en esta relación. “Esta relación es muy clara, no deja dudas en las personas que intervienen en ella, en la cual se pone permanentemente en juego la honestidad y fortaleza emocional”.

Este tipo de tendencia causa reacciones diferentes entre quienes van enterándose de su mecanismo, desde sorpresa satisfactoria hasta descontento. Sin embargo, como todas las modas se extiende irremediablemente encontrando seguidores por todas partes. Como resultado, acertada o disparatada, atractiva o pervertida, conveniente o inmoral, tener sexo entre amigos y sin compromisos, en algunos países ya es la nueva preferencia entre las nuevas generaciones, y poco a poco va siendo más común.

¿Qué es en realidad un sex buddy?

– Puede ser algún amigo/a con el que se tuvo una relación, o algún ex compañero/a de trabajo, o algún/a ex con quien se mantenía buena cama pero que no funcionaban en otros niveles. Lo importante es que esa persona te caliente mucho y viceversa.

– Es un compañero sexual, no es un novio pero tampoco es un levante de una noche, es para verse cada tanto y pasarla GENIAL.

– No da para verse todos los días, pero sí una frecuencia semanal para no perder el hilo.

La idea es encontrarse con cierta regularidad, aunque no muy seguido para no aburrirse ni asfixiarse, y brindarse un poco de placer mutuo sin tener que dar explicaciones

Estas son las Reglas que esta moda ha impuesto

  1. Los sex buddy nunca deberán ser novios, ya que entonces se  hablaría de una relación tanto sexual como también emocional. Hay que recordar que en este caso, sólo interesa “disfrutar de hacer el amor”
  2. La relación no es viable si uno de los dos que participa, busca un “y vivieron felices para siempre”. Eso no, recordemos siempre que esta relación es sólo por “diversión”.
  3. Quienes sean demasiado sensibles o emocionales, deben abstenerse de este tipo de relaciones, ya que sólo se trata de “disfrutar el momento y tener buen sexo y seguro” y tal vez eso les perturbaría.
  4. El sex buddismo es ideal para aquellas personas que no quieren vivir una relación convencional y que huyen de los estereotipos.

Las Normas básicas de este tipo de tendencia son:

1. Los sex buddies jamás deberán ser novios, ya que entonces sería una relación tanto sexual como emocional. Y hay que recordar que en este caso, sólo interesa “disfrutar del sexo”

2. Quienes sean demasiado sensibles o emocionales, deben abstenerse de este tipo de relaciones, ya que sólo se trata de “disfrutar el momento y tener buen sexo (SEGURO)” y tal vez eso los desconcertaría. Es ideal para aquellas personas que no quieren vivir una relación convencional y que huyen de los estereotipos.

3. Las personas con relaciones “sin ataduras” no pueden tomarse de la mano en público, mandarse mensajitos de texto a la mañana siguiente, ni hacer ese tipo de cursilerías que uno hace cuando está “enamorado”. En esta relación esas actitudes están total y absolutamente prohibidas. Si lo haces, la otra persona podría malinterpretar eso y se acabaría la relación.

4. Queda totalmente restringido hablar de temas familiares; tampoco se permite hablar de los triunfos personales, ni de sus preocupaciones.

5. Jamás tendrán algún tipo de cita que no sea del tipo sexual (como ir al cine y ese tipo de cosas), y mucho menos se vale ponerse sobrenombres cariñosos como bombón, papi, muñeco, entre otros.

No debe olvidarse que el sex buddismo une a dos personas alérgicas al compromiso (por lo menos por el momento) que quieren una relación que los haga sentir libres de responsabilidades, por lo que si en algún momento comienzan a surgir sentimientos que apunten a convertir esa relación “casual” en algo “formal”, eso rompe el encanto, pues entonces se estaría invadiendo espacios de una relación distinta.

Finalmente, ante esta nueva tendencia que la juventud está adoptando, conviene tener en cuenta ambos lados de la moneda, es decir, tanto las ventajas como las desventajas.

Ventajas:

  1. Tu sex buddy es una persona que siempre estará dispuesto a dar, experimentar y vivir experiencias sexuales.
  2. Son como las pizzas, llegaran en menos de treinta minutos a la cita, sin ningún tipo de contratiempos.
  3. No hay que dar explicaciones de lo que hacen en la vida diaria, ni de lo que dejan de hacer.
  4. No es necesario compartir compromisos familiares.
  5. En el momento que se quiera, se puede dar por terminada la relación sin agregar nada, un simple adiós.

Desventajas:

  1. No poder profundizar más allá de lo físico.
  2. Jamás ser presentados ante familiares.
  3. Jamás engancharte en una relación sentimental.
  4. Sólo es válido para solteros, ya que ser sex buddy de un casado le convierte en amante.
  5. El derecho por cualquiera de las dos partes de dar por terminada la relación sin dar explicación alguna.
  6. Siendo cada quien libre de acostarse con quien quiera, pudiera darse el caso de que cuando un sex buddy que busque a otro no lo encuentre disponible, podría ser porque estuviese ocupado teniendo sexo con otro sex buddy.
  7. Quien haya tenido sex buddy debe aceptar sin reclamaciones que su futuro esposo/a también lo haya hecho.

Otras reglas:

  1. Las personas con relaciones “sin ataduras” no pueden tomarse de la mano en público, mandarse mensajitos de texto a la mañana siguiente ni cursilerías que uno hace cuando está “enamorado”. En esta relación esas actitudes están prohibidas. Si lo haces, la otra persona podría mal interpretarlo y eso, absurdamente, arruinaría la relación.
  2. Queda totalmente prohibido hablar de temas familiares; tampoco se permite hablar de los triunfos personales, ni de sus preocupaciones.
  3. No debe olvidarse que el sex buddismo une a dos personas que son alérgicas al compromiso, por lo menos por el momento, que quieren una relación que los haga sentir libres de responsabilidades, por lo que si en algún momento en alguno de los dos comienzan a surgir sentimientos que apunten a convertir esa relación “casual” en algo “formal”, eso le rompe el encanto a todo, porque entonces ya estaría invadiendo espacios de una relación distinta.

Es una relación donde siempre se está dispuesto, aprendiendo nuevas técnicas, sin explicaciones, sin tener que quedar bien

Muchos de los solteros actuales han tenido antes deseos de llevar una relación así, sólo que no se han animado a iniciarla por temor al compromiso o, tal vez, de herir al amigo/a proponiendo sexo sin amor. Incluso, seguramente hombres y mujeres actualmente casados, hubiesen querido tener relaciones de sex buddy cuando solteros, si hubieran estado de moda.

Es una relación sólo física, donde no hay fidelidad, ni familiaridad; la terminas sin explicación y la clave fundamental: no hay amor

Decálogo del Sex Buddy Perfecto

  1. La relación hay que mantenerla en secreto, no se trata de presentarse públicamente como sex buddies ni de hacer alarde de la relación.
  1. Claridad en el acuerdo entre las partes. Es un punto vital. Sin esto, no funciona.
  2. Celos, reclamos, escenitas, llamados excesivos, expectativas, no están dentro del contrato.
  3. Las partes pueden decirse cosas lindas pero casi en forma exclusiva dentro del cuadrilátero de la cama. Gordi, amor, bombón, cosita, pupi, monito, bebé, vida, chuli, mumi, no están permitidos en otras circunstancias. No se “juega a los novios””bajo ningún concepto.
  4. El pernocte no está aconsejado pero ciertos vínculos lo permiten sin mayores riesgos para los participantes que hasta han incursionado en la ducha conjunta y el desayuno.
  5. El Sex Buddy sólo sirve para pasar el rato. No amerita confusión alguna. Es un tentempié mientras se busca al príncipe (o no) pero jamás deberá mirárselo como potencial cónyuge/pareja. Esta no es una relación que espera evolucionar.
  6. Siempre tener dos velas encendidas. La exclusividad parece atentar contra las posibilidades de salir indemnes de estas relaciones en el largo plazo.
  7. Es indispensable manejar la frecuencia. Demasiado seguido, puede llevar a confusiones por la incursión misma en la cotidianeidad. La extensión del acuerdo, por otro lado, quedará a plena discreción de los participantes.
  8. La ausencia de mails, llamados, mensajes, o cancelaciones repetidas, deberán ser leídos como una clara señal de OCUPADO para ambas partes. Respetarla como tal.

10. El Sex Buddy debe caer muy bien, lo suficientemente bien como para caer en sus brazos y disfrutarlo, pero no tanto como para perder la cabeza locamente y salir averiado.

¿Quieres ser mi sex buddy?

En etapa de soltería, una de las cosas más difíciles de conseguir es sexo. Uno puede empezar a salir con alguien o hasta ir a alguna casa de citas, pero no hay nada como hacer una simple llamada a una persona de confianza y resolver el asunto. Pudieron haber recurrido a los clásicos ‘consoladores’ o la típica masturbación, pero el calor humano y la complicidad de un amigo siempre es la mejor solución. Esto va para todos los que tienen, quieren o son: amigos con beneficios.

El amor crea tensiones, el sexo las relaja.

“Anónimo”

Pasar la noche juntos es opcional. No hay presión de quedarse o irse. La decisión es de ambos y se amolda al nivel de confianza o las circunstancias del momento. Pero eso sí, se toman las precauciones del caso a nivel sexual. Usar métodos anticonceptivos y de prevención de ETS es necesario.

Y por último, el requisito más importante de todos: discreción. Muchos pueden ser candidatos a tener estos beneficios pero son pocos los elegidos para darles nuestra confianza, ya que estaremos seguros de su reserva y honestidad, a la hora del acto y después de él. Esto también puede servir a la hora de mejorar la técnica amatoria y para conservar la privacidad de aquellos actos íntimos a los que estén involucrados. Total, no todo el mundo tiene que saber de tus aventuras. La confianza es la clave.

En esta relación lo importante es disfrutar, no hay  regalitos, ni poses, ni festejos, sólo “sexo”

Tener sexo con un amigo/a, es una experiencia con la que crecen juntos, y esto  une más esa amistad

Al elegir entre los amigos con quien tener sexo, esta relación con gente ya conocida asegura sexo saludable y seguro

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: